Casuario

Datos generales

Nombre científico:
Casuarius casuarius
Clase:
Aves
Orden:
Casuariformes
Familia:
Casuariidae
Puesta:
4 a 8 huevos
Incubación:
49 a 56 días
Habitat:
Bosque tropical
Longevidad:
12 a 19 años en vida silvestre.
Situación actual:
Vulnerable
Distribución Geográfica:
Australia, Nueva Guinea, Cabo York

Descripción

Este tipo de ave tiene la cabeza rematada por un casco córneo, además de que presenta vistosos diseños color rojo en determinadas zonas del cuello llamadas "carúnculas". Alcanza los 90 cm desde la parte más alta del dorso hasta el suelo. El desnudo en las mitad distal es de color azul fuerte con la epidermis constituida por abultadas verrugas.
Es un ave de gran robustez y vigor llegando a pesar 85 kilos, pese a que es más pequeña que la avestruz, su forma compacta y su fuerte esqueleto le confiere una fuerza extraordinaria. De una patada pueden matar fácilmente a un hombre adulto.
El casco que posee es más largo en la hembra que en los machos. Este casco está formado por hueso trabecular (hueso esponjoso) cubierto de piel dura (queratinizada), que le ayuda a abrirse camino por la densa vegetación de las selvas húmedas donde vive, o como reclamo sexual. También puede ser un signo de la edad y salud del animal y estatus respecto a sus congéneres. Su plumaje en ambos sexos es negro, el cuello largo, presentando colores como el rojo y azul.
Esta ave se diferencia de sus parientes los ñandúes y las avestruces, porque carece de glándulas uropigeal y por la presencia de 6 o 7 remiges o plumas de ala.
Es un ave que vive muy ligada al bosque tropical y no pueden vivir sin la espesura de la selva, aunque se encuentra preferentemente cerca del agua. Por lo que, los muñones del ala de canto robusto y el plumaje recio, largo y de aspecto cerdosos, constituyen adaptaciones para protegerse de las espinas y hojas cortantes durante su huída por las espesuras.
Un casuario a la carrera separa sus alas que constituyen así eficaces para choques en cuña, adecuados para abrirle camino, derribando o apartando los obstáculos y se desplazan con su cuerpo estirado como prolongación del cuello, que se extiende hacia adelante en sentido horizontal, gracias a este sistema, los casuarios pueden ir sorteando los obstáculos.
Los casuarios son vegetarianos, a pesar de su tamaño y como todos los habitantes de la selva, resultan sere cautos y silenciosos siendo imposible verlos en la espesura.
Si son sorprendidos, huyen con rapidez extraordinaria alcanzando sin dificultad los 50 km/hr; además, de que el agua no constituye ningún obstáculo para el casuario, pues nadan con asombrosa facilidad. Son excelentes saltadores, los casuario en su huida dan brincos para salvar toda la clase de desniveles.
Un casuario acorralado es un enemigo muy digno de tomarse en cuenta. Con el cuello estirado, ataca, dando saltos y patadas y pueden tener consecuencias fatales.
Los machos es el que se ocupa de las tareas domésticas. Es él quien incuba los huevos de cascaras granulosa, de gran tamaño y color verde que pone la hembra en un nido de hojas y el macho también cuida y guía a los polluelo que son nidifugos durante 7 u 8 semanas.
Aunque no son peligrosos para los humanos a menos que sean molestados, la principal amenaza del casuario es la destrucción de su hábitat (sustitución de la selva por campos de cultivo) y la fragmentación del bosque, que les impide acceder al alimento y a otros grupos reproductivos. También son frecuentes los atropellos en Australia y el ataque de animales domésticos (perros, cerdos) hacia los polluelos de casuario. Por último también son víctimas de la caza descontrolada en la zona de Nueva Guinea.

Fotos