Antílope acuático

Datos generales

Nombre científico:
Kobus ellipsiprymnus defassa
Clase:
Mammalia
Orden:
Artiodactyla
Familia:
Bovidae
Alimentación:
Herbívora: pastos cercanos a cursos de agua. En ocasiones come la vegetación sub-acuática
Habitat:
Sabanas húmedas cerca de las orillas de lagos.
Camada:
Una cría
Gestación:
8 semanas
Longevidad:
18 años (en cautiverio)
Situación actual:
vulnerable
Distribución Geográfica:
África al sur del Sahara.

Descripción

En el antílope acuático hay un claro dimorfismo sexual, pues los machos son más grandes y tienen una cornamenta anillada que curva hacia atrás, mientras que las hembras son más pequeñas y carecen de ella. Cuando son adultos, su longitud corporal varía de 1.8 a 2 m., y el peso puede ser de 170 a 210 Kg. Además, otra característica muy notable del antílope acuático es que presenta un pelaje muy largo que esta impregnado por una sustancia aceitosa que lo hace impermeable, y consecuentemente, lo mantiene seco y caliente, aun cuando penetra el agua.
Este antílope tiene unas pezuñas anchas que le sirven para nadar y para mantener una buena estabilidad en terrenos anegados.

Como otros antílopes, el acuático es gregario, pero no forma manadas muy numerosas y cada macho tiene su territorio propio. Este territorio tiene una extensión que esta en función del grado jerárquico del propietario. En consecuencia, los dominantes poseen las áreas más grandes. Las hembras, las crías y los individuos jóvenes ocupan territorios distintos. Las hembras se reúnen con los machos, cuando éstos las atraen para aparearse, cosa que ocurre con cierta frecuencia, ya que no hay una estación reproductora definida. Al cumplir los 9 meses de edad, los machos abandonan la manada de hembras, crías y jóvenes, y se reúnen con otros machos y forman grupos de solteros. En estas agrupaciones, se establece una jerarquía basada en el tamaño, fuerza y longitud corporal de sus miembros. Cuando alguno de los machos alcanza los 6 años de edad se separa del grupo e intenta establecer su propio territorio y aparearse. Las hembras son mas precoses y maduran al año de edad. Para el antílope acuático, la presencia del agua es indispensable y por esta razón no se aleja demasiado de ella. En caso de peligro, busca refugio en el agua y se sumerge por completo, sacando el hocico para respirar. Los enemigos principales de este antílope son los leones, leopardos y las hienas.

Fotos